Cómo encontrar oportunidades donde muchos no las ven

schild BRD_2

Share This:

Por Jhynorka Romero

“Somos felices cuando hacemos algo que nos conduce a algo que queremos”- Aristóteles.

Recuerdo la primera vez que pisé suelo alemán, en mi maleta no solo traje recuerdos, sino un cúmulo de sueños, expectativas e ilusiones de conseguir un futuro mejor al que podía construir en mi país. A medida que iba avanzando mi estadía en Alemania, me enfrente a todo los obstáculos que todos como migrantes en este país ya conocemos, pero un a vez me sucedió algo que cambiaría mi vida. Al hablar con un muy buen amigo alemán sobre lo que tendría que cambiar en Alemania para que yo tuviese éxito o encontrara un empleo, el me realizó la siguiente pregunta:

“¿Por qué en vez de enfocarte en lo que te puede ofrecer Alemania no te enfocas en lo que tú le puedes ofrecer a Alemania?”

Esta pregunta representó un antes y un después en mi vida, porque en este momento entendí que el problema no era Alemania, el problema era que desde mi ego, yo no pensaba en cómo podía aportarle valor a Alemania, sino en cómo ella podía aportarme valor a mí. Y esta creo que fue la clave para conseguir oportunidades donde otros ven problemas.

1. Análisis de situación
El análisis de los siguientes factores te ayudará a encontrar oportunidades donde muchos no las ven. No representan verdades, sino oportunidades de reflexión que ayudan a ver no solo un único árbol, sino a observar el bosque completo de oportunidades:

Debilidades: Se trata de aquellas características internas que dificultan lograr tus objetivos
Amenazas: Factores del entorno que pueden influir en que no consigas tu objetivo
Fortalezas: Son tus atributos, cualidades, habilidades y capacidades positivas más destacables, tanto en el campo personal como profesional.
Oportunidades: Lo que está sucediendo en tu entorno y que puedes aprovechar para lograr tus objetivos

Al finalizar de rellenar la información de los cuatro factores sobre tu persona, contesta las siguientes preguntas:

¿Cómo voy a mejorar estas debilidades?
¿Qué puedo hacer para que esto ya no represente una amenaza?
¿Qué puedo hacer para mejorar mis fortalezas?
¿Estoy realmente viendo todas las oportunidades de mi entorno? ¿Qué me impide ver todas las oportunidades? ¿Esto qué pienso que me impide, es realmente cierto o es algo que creo?
¿Qué puedo aportar yo como persona para que una empresa quiera contratarme? En este punto tus fortalezas juegan un papel fundamental, ya que cada uno de nosotros tiene virtudes únicas y lo que necesitamos es ser conscientes de ellas y encauzarlas a generar valor para una empresa. Mientras más fortalezas escribas, más motivación encontrarás para lograr tu meta.

Una vez que eres consciente de la información sobre estos cuatro factores, tendrás mucho más claro lo que tienes y lo que necesitas hacer para lograr tu objetivo.
______________________
“No permitas que el ‘no se puede’ te haga su víctima”
______________________

2. Busca lo que demuestre lo contrario
Un error muy común que cometemos cuando no conseguimos algo, es decirnos “es imposible, no se puede o no lo voy a lograr” y adicionalmente a esto, nos juntamos con personas que piensan de la misma manera. Por lo que me atrevo a preguntar, ¿qué consigues al vincularte con personas que piensan que es imposible lograr tu objetivo? Mi experiencia me ha demostrado que no sirve de nada, es por ello que cuando decidí encontrar empleo, busqué a personas que ya lo habían logrado, esto me demostraba que mi creencia de “es imposible” era falsa y además me entusiasmaba el decirme a mí misma, “si ella lo logró yo también puedo hacerlo”. Otro beneficio de relacionarnos con personas que han conseguido lo que quieren, es el poder consultarles el cómo lo lograron, y utilizar los recursos de los que ellos dispusieron para lograr nuestras propias metas. Puede que ellos hayan utilizado un recurso que no habíamos tomado en cuenta, pero que sin embargo nos puede ser muy útil.

3. Reconoce tu esfuerzo
Tan solo el hecho de venir a Alemania en pro de cimentar un mejor futuro te hacer merecedor de muchos reconocimientos, no todos tienen la valentía, fuerza y determinación de migrar y hacer vida en otro país. Muchas son las personas que se quedan en su zona de confort y tú has sido uno de los pocos valientes que ha decidido ir más allá de las fronteras de esa zona.
No permitas que esa valentía, fuerza y determinación se vayan difuminando por los obstáculos que se te presentan, por el contrario utilízalas como recursos. No vale la pena salir de una zona de confort para entrar en otra, no permitas que el “no se puede” te haga su víctima.
Espero que estos tres puntos te hagan reflexionar y te permitan ver que hay un sinfín de oportunidades y lo que te aleja de ellas son los recursos que empleas para conseguirlas.


Jhynorka Romero es auditora, conferencista y coach ejecutivo


Este texto fue traducido o revisado por Blasco Traducciones en Frankfurt – http://www.blasco-traducciones.com/


Descargar la revista actual en PDF

Share This:

You may also like...